Publicado en Sin categoría

DESARROLLO NORMAL DEL HABLA Y LENGUAJE

articulo_20120426132929

Desde que los niños nacen están interactuando con su medio y buscan una forma de comunicarse con él, primero  tratan por medio del llanto y luego poco a poco pasan  las sonrisas, gestos, balbuceo hasta desarrollar el mejor medio de comunicación que es el habla.

Sabiendo que los tres primeros años de  vida  son esenciales para el mayor desarrollo integral de nuestros pequeños, es aconsejable estimular todas sus potencialidades en especial la del lenguaje, ya que ésta nos da mayores posibilidades de éxito escolar, social y emocional porque nos permite comunicarnos con nuestro medio.

Es recomendable conocer el desarrollo del habla y lenguaje y cómo estimularlo pero hay que tener en cuenta que cada niño es diferente, unos van acorde a los estándares mientras que otros pueden demorar un poco debido a la sobreprotección que como padres les damos.

Mientras más conozcamos el desarrollo del habla y lenguaje podremos detectar a tiempo algunas alteraciones y así visitar al Terapeuta de Lenguaje.  Mientras el retraso sea un par de meses y demuestren buena comprensión, no debemos preocuparnos ya que conforme se relacionen más con su medio social y educativo se van nivelando e incluso superando; pero cuando el retraso es mayor a los 6 meses Sí es necesario acudir al especialista.

En este cuadro se les explica los avances más importantes según la edad cronológica:

 

Edad

Desarrollo

Pautas de Estimulación

0 ? 3 meses

  • Se comunica mediante el llanto.
  • Reacciona a sonidos y voces familiares.
  • Mantiene su atención a la voz del cuidador.
  • Se sonríe cuando lo acuna.
  • Va comprendiendo gesto y ademanes.
  • Emite sonidos como a- u cuando esta satisfecho: Gorjeo.
  • Juega sacando su lengua.
  • Háblele constantemente durante su baño, alimentación o paseo para familiarizar al bebé con el lenguaje humano.
  • Imite sonidos del bebé para reforzar sus ruidos guturales.
  • Juegue haciéndole gestos para que vea la flexibilidad del rostro y pueda imitar los movimientos.

3 ? 6 meses

  • Comprende entonaciones al hablarle.
  • Vocaliza (agu) y balbuceo (ma, pa, ba) para demostrar irritación, rabia, alegría y tranquilidad.
  • Imita los sonidos y  los tonos
  • Se ríe fuerte  y ampliamente.
  • Praxias: pequeñas vibraciones de sus labios. Reconoce el rostro de la mama y las personas cercanas a él.
  • Pronuncie monosílabos como: ba, pa, ma para aumentar su balbuceo.
  • Dígale las partes de su cuerpo mientras lo baña, cambia.
  •  Pase por su cuerpo diversas texturas (algodón, esponja, crema etc.) y diga las partes del cuerpo.
  • Dígale los nombres correctos de todas las cosas a su alrededor.

6 ? 9 meses

  • Reconoce su nombre cuando lo llaman.
  • Cambia el llanto por chillidos.
  • Aumenta su balbuceo (ma, mu, da, de) y  emite todas las vocales durante su juego pero no les atribuye significado real (onomatopeyas).
  • Atiende a los ritmos musicales.
  • Reconoce la voz de la madre, sin verla.
  • Comprende ordenes que contienen palabras familiares (toma, ven, no etc.).
  • Hace gestos: hola, chau, sorpresa.
  • Praxias: vibración de lengua entre labios.
  • Llame al bebé por su nombre desde diferentes lugares.
  • Muéstreles cosas agradables y desagradables y decir ¿te gusta? Hacer el movimiento de cabeza respectivo al ?si? y ?no?.
  • Déle órdenes simples como: dame/guarda tu juguete etc.
  • Muéstrele láminas de animales, carros, reloj etc. Y dígale como hacen, por ejemplo: la vaca hace ?mu?.

9 – 12 meses

  • Va comprendiendo el significado de las palabras: agua, teta, etc.; y ordenes: abre la boca.
  • Por momento hace el si y no con movimiento de la cabeza.
  • Imita palabras sencillas: agua, mamá, papá, teta.
  • Llama a su mama.
  • Oye nuevas melodías con  interés.
  • Hace palmaditas para expresar alegría.
  • Presta atención a las conversaciones.
  • Señala objetos conocidos.
  • Praxias: labiales, linguales y faciales.
  • Muéstrele láminas y objetos en real de diversos vocabularios (frutas, alimentos, colores etc.).
  • Haga que escuche música  para de palmaditas o baile.
  • Déle órdenes simples como: dame/guarda/ pon / ven etc.
  • Nombre las actividades y personas mientras juega.
  • Haga que llame por sus nombres a las personas que viven con él.
  • Enséñele a enviar pequeños mensajes Ej: llama a papa a comer.

12 ? 15 meses

  • Mayor lenguaje comprensivo: ¿dónde está?, ordenes simples, relaciona las cosas y sus usos.
  • Responde rápidamente a su nombre.
  • Usa entre 5 a 8 palabras pero predomina su jerga. Reconoce partes de su cuerpo como: cabeza, manos, pies, ojos, boca, orejas.

 

  • Pida que diga los nombres de las cosas y de partes de su cuerpo.
  • Cuando el niño lo jale de la ropa o le haga gestos, diga que no lo entiende y pida que hable aunque no lo diga correctamente.
  • Estimular la repetición de palabras nuevas.
  • Muéstrele libros y dígale ¿Qué es esto?, ¿Dónde está??

15 ? 18 meses

  • Incrementa a 20 ó más palabras pronunciadas correctamente.
  • Se expresa a través de palabras sueltas y puede ir comenzando a decir frases de 2 palabras pero por momento aún usa su jerga.
  •  Discrimina nombres de familiares (dónde está, quién es) y los va pronunciando.
  • Reconoce más partes de su cuerpo (dependiendo de cuánto le enseñen)
  • Responde a gestos o acciones
  • Inicia el ?mío?.
  • Dice su nombre y de quienes viven con él.
  • Mayor comprensión de órdenes simples: guarda, dame, pinta, péinate etc.
  • Exagerar el movimiento de la boca cuando vocalice las consonantes /p/, /t/, /d/ y /b/ para que su habla sea más clara.
  • Pedir que trate de contar sus experiencias, pregunte ¿Qué estás haciendo?, ¿Qué pasó?
  • Buscar el uso de 2 palabras juntas, por ejemplo: dame agua, hola mamá.
  • Pregunte ¿Quién es ?? Para que diga ?Yo? y ¿como te llamas? Para que diga su nombre.
  • Asocie las cosas con su uso, por ejemplo: trae la escoba para barrer.

18 ? 24 meses

  1. Vocabulario mayor a 50 palabras, pasando a combinar 2 a 3 palabras en una frase. En sus expresiones verbales utilizan sustantivos, verbos y adjetivos y adverbios, por ejemplo: Abre puerta, Papá come, Bonita pelota.
  2. Sigue una orden de 3 pasos
  3. El niño tiene la capacidad de representar mentalmente las cosas y evocarlas sin necesidad de que éstas estén presentes.
  4. Esta capacidad simbólica permite al niño explorar e incrementar su lenguaje verbal, manifestando interés por escuchar cuentos sobre sí mismo o sobre su familia, en los cuales va captando el sentido de las palabras y oraciones de las narraciones que los padres le brindan.

 

  • Enseñar a decir su nombre y apellido.
  • Durante las conversaciones de énfasis a los pronombres, cantidades.
  • Pedir que trate de contar sus experiencias, pregunte ¿Qué estás haciendo?, ¿Qué pasó? ¿Con quién estabas?
  • Muestre láminas u objetos reales y pida que los nombres, luego guárdelos y pregunte ¿Qué viste?
  • Estimule expresiones verbales de necesidad y agradecimiento, como: tengo frío, dame más, gracias mamá etc.
  • Juegue constantemente con el niño a que esto es ?mío?, ?tuyo?

2 ? 3 años

  • Reconoce sonidos parecidos y los identifica.
  • Sabe sus nombres y dirección completos.
  • Combina hasta 20 palabras en su discurso.
  • Reconoce la mayor parte de su cuerpo, diversos vocabularios, el para qué sirve diversos objetos.
  • En sus expresiones verbales ya emplea verbos auxiliares “haber” y “ser?, artículos determinado, preposiciones y tiene un lenguaje comprensible, incluso para personas ajenas a la familia, manifestando un dominio de la mayor parte de la gramática de su lengua materna (sintaxis).
  • Siga fomentando el tarareo o canto de canciones.
  • Cuando enseñe nuevos objetos o este viendo láminas, hable u ordene usando adjetivos, por ejemplo: dame el vestido verde, pinta el carro pequeño.
  • Después de leerle un cuento pídale que él mismo se lo cuente con sus propias palabras.
  • Fomente a que juegue con otros niños para que ellos mismo converse y creen juegos.

 

4 ? 5 años

  • Domina virtualmente la gramática, pero comienza a expresarse de acuerdo a un estilo “retórico propio?.
  • Usa los pronombres: Yo, Tú, Él, Ella, Nosotros-as, Ustedes; contando a los 4 años con un vocabulario de 1,500 palabras y a los 5 años, 2,300 aprox.
  • Esta capacitado para responder al: ¿Cómo?, ¿Para qué? ¿Por qué? Etc.

 

  • Converse sobre sus experiencias del día y que describa con detalle lo que vio o hizo.
  • Relate cuentos más largos o jugar a inventar cuentos.
  • Juegue a mente rápida: Le decimos una palabra y el niño tendrá que decir rápidamente algo relacionado, por ejemplo: le decimos ?tigre? y dirá ?corre rápido?.

5 ? 6 años

  • Repite las instrucciones que se le han dado.
  • Señala en una lamina lejos, cerca, encima, debajo.
  • Responde a preguntas mas complejas: contrario de…….. y que pasa si…..
  • Define por su uso objetos: un carro, una pelota, un cuchillo
  • Mantiene una conversación con un adulto y usa con precisión sus gestos
  • Relata experiencias del acontecer diario empleando ayer y mañana
  • Juegue a decir trabalenguas.
  • Juegue a charadas para que adivine la palabra.
  • Completa los refranes.
  • Jueguen a inventar oraciones o relatos con una palabra dada.

Existen diversos ejercicios que fomentan la estimulación del lenguaje pero lo principal es hablarle constantemente con amor  y tener mucha paciencia al enseñarle.

Anuncios

Autor:

Licenciada en Psicología Clínica. Actualmente realizo un máster en Educacación Especial con especialidad en Audición y Lenguaje (AyL).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s